La copa menstrual es un elemento inventado desde hace décadas, pero, hasta ahora ha tomado gran importancia en el cuidado íntimo femenino. Sin embargo, aún son muchas las mujeres que no se deciden por ella, porque no saben cómo se usa la copa menstrual.

Es hora de dejar las dudas atrás. Descubre por qué la copa menstrual es un instrumento revolucionario para la retención del sangrado menstrual. ¿Te quieres dar la oportunidad de usar este invento ecológico, práctico, higiénico y económico? ¡Aquí te decimos, paso a paso, cómo debes emplearlo!

La famosa copa menstrual

Como te decíamos, la copa menstrual existe desde décadas atrás, más exactamente desde el siglo XX. No obstante, solo hasta hace unos años se empezó a tener en cuenta todos sus beneficios para la salud, higiene, ecología y hasta para el bolsillo.

cómo se usa la copa menstrual cómoda

En gran parte, esto se debe a que años atrás la exploración del cuerpo femenino era realmente todo un tabú}. Por lo cual, el solo hecho de pensar que había que introducir un elemento en el canal vaginal, era visto como algo inmoral o escandaloso.

Otra de las razones por las que no tuvo tanta acogida la comercialización de copas menstruales, se relaciona con los materiales de fabricación que se utilizaban inicialmente, pues estos eran bastante rústicos.

Verás, el caucho vulcanizado o el látex con el que se hacían las copas menstruales los primeros años, resultaba pesado y rígido para las mujeres que llegaron a usarla. Además, para las empresas resultaba muy costosa su producción, principalmente por ser un material escaso.

Luego de un receso, entre la década de los 60 y el año 1987, se reinventó la copa menstrual con diseños reutilizables en látex. Sin embargo, es hasta el año 2000 que se elabora la primera copa menstrual en silicona, siendo este un invento cómodo, higiénico, práctico y fácil de adquirir por todas las mujeres de los diferentes continentes.

Tal es el éxito de las copas menstruales en silicona, que youtubers de todas las edades, influencers y hasta embajadoras de los derechos de la mujer promueven su uso; convirtiéndola en una de las soluciones más famosas e inteligentes para retener el sangrado del período menstrual.

¿Cómo se usa la copa menstrual?

Luego de mostrarte la evolución que las copas menstruales han tenido, y ahora que sabes que la más recomendada es la de silicona, por ser un material higiénico y biocompatible con tu zona íntima, te estarás preguntando ¿Cómo se usa la copa menstrual de silicona?

Lo primero que debes saber es qué copa menstrual comprar, ya que hay diferentes tamaños. Verás, no todos los canales vaginales tienen las mismas dimensiones, por ello, algunas marcas como Perigenic entregan dos copas por tu compra, una de talla S y otra L. Así puedes probar, tanto la más pequeña como la más grande, y descubrir con cuál te sientes más cómoda.

Una vez sabes qué copa menstrual comprar, puedes proceder a:

  • Esterilizarla colocándola en un olla llena de agua y dejando que hierva unos 5 minutos
  • Luego prueba con la colocación. Esta debería hacerse en la ducha, mientras tomas práctica
  • El retiro de esta se debería hacer en el baño y cerca al inodoro, para poder desocupar el sangrado retenido en la copa y evacuarlo de inmediato con la cisterna
  • Lava con agua y jabón la copa, escúrrela  y vuelve a colocarla. Así, ya estará lista para protegerte por las siguientes 8 o 12 horas

Recuerda que al terminar tu período menstrual y antes de iniciar uno nuevo, debes esterilizarla para conservarla mejor a través de los años que puede llegar a durar. Ten en cuenta que la vida útil de las copas menstruales de silicona puede llegar a ser de hasta 10 años.

¿Cómo se pone la copa menstrual?

Entonces, aún te estarás preguntando ¿Cómo se pone la copa menstrual? Deja que te expliquemos, la copa menstrual de silicona se coloca así:  

  • Pliega la copa formando con sus bordes una C, un 7 o un origami (doblando un extremo de los bordes hacia el centro. Esto facilitará su introducción en el canal vaginal
  • Procede a introducir la copa sosteniendo el pliegue (en C, 7 u origami) desde la parte del sujetador o base (fondo) de la copa
  • Cuida que el sujetador quede a tu alcance entre los labios vaginales. Este es una pequeña tirita de silicona ubicada en la base o fondo externo de la copa
  • Toma del sujetador y gira la copa para verificar que no quede plegada dentro. En este punto, la copa debe quedar con sus bordes extendidos y listos para recolectar todo el flujo

Aquí puedes ver paso a paso el proceso:

¿Cómo se retira la copa menstrual?

Ahora, debes saber que para hacer tus evacuaciones de orina o materia fecal no debes retirar la copa, ya que esta queda ubicada en el canal y no obstruye ni la uretra ni el ano. No obstante, cada vez que tengas que retirarla, bien sea para vaciarla o lo que necesites, deberás hacerlo así:

  • Hala del sujetador de la copa
  • Pellizca o presiona la parte baja de la copa mientras halas hacía abajo. Esto hará que la succión generada por la falta de aire en el canal vaginal se libere, permitiendo una salida suave de la copa
  • Evacúa el flujo retenido en la copa, lava y vuelve a colocar

Beneficios de la copa menstrual

cómo se usa la copa menstrual para nadar

Ahora que ya sabes cómo se usa la copa menstrual paso a paso, es momento de que conozcas los beneficios que la catalogan como uno de los elementos para el cuidado íntimo más revolucionario:

  • Cuesta mucho menos de lo que gastas en tampones o toallas al año
  • Su vida útil es de hasta 10 años
  • Está diseñada para mujeres de todas las edades y características fisiológicas, gracias a su forma anatómica y la variedad de tallas
  • Las copas de silicona están libres de tóxicos, BPA y químicos que dañan el PH y fomentan la creación de bacterias e infecciones vaginales
  • No generan olores desagradables, al mantener el flujo menstrual libre del contacto con el aire o con químicos que desencadenan los malos olores
  • Son casi imperceptibles para tu uso, siempre que las coloques correctamente
  • Son discretas y nadie las notará
  • Te dan libertad de movimiento, ya que con ellas puedes correr, nadar, saltar, pararte de cabeza y no se escapará nada
  • Podrás durar más tiempo sin tener que vaciarla, incluso puedes dormir tranquila toda la noche sin tener que levantarte a cambiarte. Su capacidad es de 8 a 12 horas de uso
  • Es amigable con el medio ambiente. Durante 10 años, aproximadamente, dejarás de comprar y desechar toneladas de tampones o toallas contaminantes y no biodegradables

Finalmente, te recomendamos elegir copas menstruales elaboradas en silicona y testeadas, que sean biocompatibles y libres de químicos. Ten en cuenta que algunas mujeres que sufren patologías especiales en su útero (como problemas de útero caído o fibroides) no podrán usar efectivamente la copa, por ello, siempre que notes alguna molestia en su uso o si tienes dudas, es recomendable visitar a tu médico o ginecólogo.

Conclusiones

Con el tiempo, la industria dedicada al cuidado e higiene de la mujer ha evolucionado para convertir la copa menstrual en lo que es hoy, un invento que mejora la manera de retener el flujo menstrual, que aporta beneficios ecológicos, económicos, prácticos y confortables que toda mujer y el planeta necesita.

Sin duda, la copa menstrual de silicona es un lujo que todas las mujeres pueden darse.

Te puede interesar:

¿Qué es la Copa Menstrual? Beneficios Ecológicos y Económicos

Enfrenta la infección vaginal sin pena y de la mejor forma

Fundamentos de los Ejercicios de Kegel ¿Por qué realizarlos?

CTA-02 Mamá primeriza